22
Lun, Abr
41 New Articles

España 2019: crisis de gobierno, crisis de candidatos?        

Opinión
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times
Pin It

Raúl Tamayo 

Nuevamente el próximo 28 de abril habrá elecciones generales en España, su presidente, Pedro Sánchez, se vio obligado a anticipar los comicios debido a la presión política y social que existe en la nación, sobre todo en su persona, el rechazo al presupuesto 2019 fue la vía para someterlo y poder lograr la convocatoria, de igual manera no hay que olvidar que se acercan las elecciones europeas para el mes de mayo, situación que le trajo una tensión adicional desde el exterior para convocar al electorado español. 

En los últimos años España ha estado viviendo una clara descomposición política, en gran parte se debe a los altísimos índices de corrupción que tienen al país hundido en el desprestigio europeo, no por nada ésta será la tercera elección general en menos de cuatro años, lo que refleja un panorama político tanto turbio como fragmentado, con una sociedad que en la actualidad vive en el hartazgo gubernamental gracias a las malas administraciones que no han podido resolver los conflictos esenciales que crecen día a día, a la vista están los múltiples juicios por corrupción donde se encuentra involucrada desde la Corona hasta los casos Puigdemont y Cataluña. 

Otra de las claras molestias por parte de un sector de la ciudadanía es la forma como Pedro Sánchez alcanzó la primera magistratura en su país, en 2018 por medio de una moción de censura directamente despidió del poder al entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el método pese a estar contemplado por la ley nunca ha legitimado a Sánchez ante la sociedad como presidente, él ha llegado a la Moncloa sin ningún voto, tan solo carga en su portafolio los escasos sufragios de dos elecciones previas de las cuales salió claramente derrotado.

 Evidentemente no todas las culpas se encuentran cargadas en la esquina de Sánchez, por otro lado y pese a mantener un supuesto gobierno lleno de austeridad debido a la extrema necesidad de liquidar créditos a la Unión Europea, Mariano Rajoy se vio involucrado en uno de los casos de corrupción política más grandes de la historia del país, cuando salió a la luz el “Caso Guertel” se comprobó que el Partido Popular se había financiado ilegalmente desde 1989, al llegar el 2013 se hicieron públicos documentos que involucraban a Rajoy con el caso de alta corrupción, al paso del tiempo, Luis Bárcenas, quien era tesorero del PP confirmó que el partido se había financiado ilegalmente en los últimos 20 años, lo que llevó a publicar documentos originales donde se reflejaban pagos de sobresueldos a Rajoy en los años 1997,1998 y 1999 cuando era Secretario en el gobierno de Aznar. 

A la fecha no está claro quién puede llegar a ser el ganador de las próximas elecciones en España, es posible que ningún partido obtenga la mayoría, esto obligaría a los involucrados a negociar para lograr una coalición, lo que se da por descontado es que en cualquiera de los escenarios el tema de Cataluña y su impulso o apoyo hacia la independencia será clave para formar gobierno, ahí es donde el PSOE de Sánchez puede perder fuerza debido a su postura y particular forma de negociar con los partidos nacionalistas catalanes, posición que no comparten los principales partidos encabezados por Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Casado (PP).

 La inestabilidad y la falta de resultados en las estrategias políticas y económicas han generado desconfianza en la población, un candidato tendrá que llegar a la Moncloa, por desgracia en la actual pasarela presidencial no participa ningún abanderado con el perfil, preparación y tamaño adecuado para los tiempos que en la actualidad se viven en la nación y Europa en general, será frustrante para los españoles vislumbrar que la turbulencia política continuará sin importar qué nombre o apelativo logre ostentar el título de Presidente del Gobierno de España.

 

 

Pin It